ANGÚ

"La riqueza que contiene cada grano de maíz blanco boludo refleja un plato realmente digno de nuestra “berraquera” santandereana; es tradición, respeto, amor a lo nuestro"

  1. Cocinar el maíz hidratado desde el día anterior en olla a presión durante una hora. Retirar y escurrir. Tostar en un sartén caliente hasta que esté muy seco. Aparte, saltear la grasa de res y de cerdo finamente picada, hasta que esté bien dorada y crocante, retirar del sartén
  2. En la grasa que quedó, sofreír la cebolla, el ajo, el tomate, el perejil y agregar el caldo de res con el maíz y la papa pelada y cortada en trozos pequeños, cocinar por 30 minutos, rectificar sabores con la sal y agregar la arveja previamente cocida, Servir todo junto.